27 | Abril | 20 - CONSEC - Consejo de Educación Católica - Mendoza

Vaya al Contenido

Menu Principal:

27 | Abril | 20

NOTICIAS > 2020 > Abril

¡Hasta pronto querido Amigo Roberto!


¡QUERIDO ROBERTO!

Hoy sábado 26 de abril, falleció el querido Profesor Roberto Saccavino.

Pedí autorización para escribir estas palabras en la web del CONSEC, porque quiero compartir tantas emociones encontradas en esta despedida que le hacemos: al querido amigo, al amoroso profesor, al conductor del CONSEC por varios años, al animador pastoral incansable. Por eso “pedí” escribirla yo, un poco para contar tantos años de vida compartida en lo personal y en lo institucional. Miré el Santoral para hacer mi oración personal de hoy y es el día de San Marcos Evangelista … y hasta en eso siento, sentimos, alguito de este amigo, de este Profe, evangelizando, dando testimonio, recibiendo a Pedro cuando fue liberado de la cárcel …

Roberto, para mí fue primero un “tio”, ya que era muy amigo, compañero de trabajo y compadre con padrinazgos de hijos “cruzados” con Mito y Marisa de Cara. Allí, en mi adolescencia lo conocí: alegre, cariñoso, parte de la familia ampliada.

Luego en su inserción fuerte y profunda en el Colegio Nuestra Señora del Rosario de Lavalle, él, lavallino de origen, se dio a ese departamento con profunda generosidad. Formado también por el Padre jesuita Camargo, por el matrimonio Salomone que lo buscaron allá en la finca de Costa de Araujo para que pudiera “hacer el secundario” en el Instituto recientemente abierto. En Lavalle lo tienen como a un compañero y amigo de tantas familias de la escuela y del departamento.

Luego, muchos años después, fue mi “jefe”en el CONSEC: primero formador de la Comisión de Pastoral dentro del Consejo de Educación Católica. En esa misión se puso al hombro la “Renovación Eclesial” de la Iglesia Mendocina y la llevó a los Colegios. Hicimos unos encuentros – retiros formativos en el Hotel Ejercito de los Andes, y al año siguiente en el Hotel de oficiales del Ejército en la calle 9 de Julio. Todos los Representantes Legales, Directivos y docentes y catequistas emprendieron la tarea de renovación y dieron origen a los “EAP”: equipos de animación pastoral. Su trabajo y sobre todo su testimonio dieron fuerzas para esta tarea. Desde esta comisión promovió también, y mucho, el rol del Profesor Catequista: su formación profesional, la valorización de su tarea y el reconocimiento de la dimensión Pastoral mucho más amplia que la catequesis. Hoy esto nos parece tan obvio, y hace apenas 20 años era absolutamente innovativo, lo mismo que la equidad en los derechos de los profesores catequistas …

El “camino” que recuerdo de Roberto, con solo algunos de los momentos más importantes y elegidos de manera personal, y que seguramente pueden ser completados por tantos otros que compartimos la tarea, los puedo resumir en:
Su estudio en la Facultad de Antropología, que fue truncado por la dictadura cívico militar, y que junto con su compromiso social y trabajo en las comunidades humildes lo “signó” como una “persona de riesgo” para el pensamiento de la época. Fue por tanto necesario bajar el perfil y proteger a familia y amigos, sin dejar nunca de sostener las mismas convicciones profundas: el amor por el prójimo expresado en el trabajo en la iglesia. Años después y con un inmenso esfuerzo personal, con esposa e hijos y sosteniendo trabajos diversos, hasta de pintura de casas, completó el Profesorado para la Enseñanza Primaria en el profesorado de San Pedro Nolasco. Un título que le dio orgullo, porque “refrendaba” social y profesionalmente el trabajo que ya venía realizando.

De “los años del CONSEC”, recuerdo fuertemente primero, cuando organizó la comisión de Pastoral, con un/a representante catequista/pastoral “por decanato”, luego las/los animó a plantear firme en sus colegios y también en los del resto del decanato este rol. Esto fue durante los años en que la querida Cristina Fourcade fue presidenta del CONSEC y con el apoyo, cariño y proximidad de Monseñor Rubiolo. Reconociendo esta tarea, Mons. Arancibia lo designó en dos períodos Presidente del CONSEC.

Qué años “fuertes”, qué lindos momentos, cuánto trabajo y desafío, “cuánto equipo”!!: el VictorFerreyra, la Diana Sosa, el José Sosa, el Aldo Bernabeu, el Tito López, el Pedro Pais, la Fanny Appugliese, Juan Carlos Presinsky, Alberto Trujillo, el Beto Duarte, … Roberto a todos integró, animó ... “nos entusiasmó” …

Fueron los años de Cursos de Rectores y Representantes Legales en Mendoza, de LopezQuintás, de Santos Guerra … y también de los Petrón, los Lecop, la marcha “Por una Sola Educación”: 10.000 padres y docentes marchando apoyando a nuestros colegios, más 100.000 firmas certificadas por escribanos, la Conferencia en la Legislatura:el Padre Hugo Salaverri, Van Gelderen, Baloira … Trabajo conjunto: CONSEC, Asociación, el Gremio, y los Colegios, y los Representantes Legales, los Directivos y por supuesto los docentes, en Asamblea permanente; . Recortes salariales, pago en “tramos” y porcentajes, entonces en Casa de Gobierno, todos los días, por grupos, de la DEP a la DGE, a Hacienda, a Gobernación, horas, bancos, pasillos …También, luego, recuperar por firme diálogo ynegociación los recortes y otras discriminaciones. También fueron años en que encarnamos el “Por Una Sola Educación, Pública: en dos gestiones estatal y privada”. Lo entendimos primero nosotros y luego también el Gobierno. Y por ello también tuvimos nuestro punto de capacitación financiado por la Nación, y así surgió la Es. Ca.Do. -Escuela de capacitación docente del CONSEC, también luego la suma a los “100 educadores” de CONSUDEC y otras instancias formativas.

Estas son algunas cosas que atesoro en mis recuerdos. Junto con el infaltable mate amargo, el saludo cariñoso, el siempre preguntarnos “por nosotros”, por cómo estábamos, luego la oración, y entonces, después “la reunión”.

Los últimos años de trabajo de Roberto fueron en el Instituto Rayuela, con el matrimonio Salomone, como al inicio de sus estudios y de su trabajo docente. Y allí, nuevamente, el testimonio fuerte de tantos colegas y estudiantes que lo recuerdan como “el docente que les marcó la vocación y el modo de ejercerla”: los impregnó con su forma testimonial, sobre todo en la formación de Preceptores, ese rol educativo que si dimensionamos en todo su alcance puede ser “el Tutor” que tanto necesitamos en los Colegios. Así lo vivió Roberto, lo vivió y lo transmitió.

Para el querido Roberto: ¡hasta pronto amigo!, un gusto haber compartido trabajo y vida con vos; a la familiaLaila, Gisela, Federico: un fuerte abrazo para confortarlos y agradecerles la generosidad “compartiendo” al Rober, y también haciéndoles llegar el cariño de tantos docentes y estudiantes.

Al Señor Jesús elevamos una oración esperanzadapara que lo reciba con un abrazo y a María Nuestra Señora del Rosario con las palabras del Padre Contreras, lavallino por adopción: cansado de tantas leguas … fue a refugiarse confiado en Su Manto!!

Prof. Cecilia Flores, administrativa del CONSEC


 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal